Sopa de cebolla fría al parmesano

Publicado por el 4 abril 2007 en Sopas y cremas

Preparación
Poner una cazuela de fondo gordo a fuego lento con el aceite y las cebollas, peladas y cortadas en fina juliana. Dejar hacer pausadamente, y siempre tapada, hasta que tomen un ligero color dorado.
Momento en el que se cubre con agua y se dejar hervir diez minutos. Pasados, se pasa todo por un chino, aplastando la cebolla para que la sopa quede un poco espesa. Mientras, confitar en aceite, cubiertos por éste, los dientes de ajo con piel, sin que apenas hiervan; requerirán cerca de treinta minutos.
Pelar y escurrir perfectamente. Paralelamente, escaldar en agua hirviendo con unas gotas de vinagre, de uno en uno, los huevos de gallina, justo hasta que la clara tome color blanco. Sacar y recortar, de manera que sólo quede el velo de clara que envuelve la yema, que ha de permanecer líquida. Darles punto de sal.
Freír las rodajas de pan en aceite. Escurrir. Montar en cada plato la parte correspondiente de pan, huevos, dientes de ajo confitados y virutas de parmesano.
Sacar los platos a la mesa y servir con jarra.

Ingredientes 
4 raciones:
8 cebollas
– 8 huevos de gallina o 12 de codorniz
– 6 ajos confitados
– 12 rebanadas pequeñas de pan
– 24 virutas de queso parmesano
– Vinagre
– 3 dl. de aceite de oliva

ETIQUETAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *